|

¿Es este el nacimiento de un nuevo esport?

Alemania. Gamescom. Agosto de 2017. Es posible que en unos años recordemos esta fecha como el nacimiento de un gigante, un juego que ha trascendido el hecho de ser una moda en twitch, y a través de los meses, ha pasado a ser una realidad. Todavía en su fase de acceso anticipado (el juego no ha salido como tal) no ha sido raro verlo por encima en espectadores de otros juegos mucho más consolidados, como League of Legends o Counter Strike. 

Todos los jugadores reunidos en una gran arena en la feria alemana de Gamescom
Todos los jugadores reunidos en una gran arena en la feria alemana de Gamescom

Hasta el momento no dejaba de ser un videojuego, y su faceta como esport estaba inexplorada. ¿Funcionaría como espectáculo visual sin un streamer que te contara lo que pasa o te entretuviera en cámara? Ayer tuvimos la respuesta, y fue un rotundo sí. Más de 400.000 personas, teniendo el stream principal picos de 170.000, corroboraron lo que parecía más que obvio. PUBG funciona muy bien.

Pero no todo iba a ser tan bonito. Me quito el sombrero ante el maravilloso trabajo de Richard "TheSimms" Simms, y en especial de Lauren "Pansy" Scott. Como comentaristas del evento, fueron capaces de mantener la emoción y la tensión en los momentos adecuados, y dar un ambiente distendido y agradable en el resto. Pero tenían tanto control de lo que estaban viendo como nosotros. Aquí uno de los ejemplos más claros, donde Pansy pide por favor al cámara que vuelvan a la acción:

De las primeras 21 muertes que ocurrieron en este torneo, el cámara se perdió 19 de ellas. De las 40 primeras, sólo pudimos ver 3. De 70, no pudimos disfrutar de 57. Y podría seguir así. El colmo llegó cuando solo quedando 3 vivos en una zona pequeña y controlada, y nos perdimos también una de las muertes. En cierta medida era esperable, ya que no se puede cubrir toda la acción, pero no por ello dejó de ser muy mejorable.

Otro problema muy claro reside en que, si estás en la cámara del que muere, automáticamente pega un bote y te enseña los datos personales, no dejando procesar al espectador la información que está viendo. Está por ver si automatizarán el espectador como en otros deportes electrónicos o directamente tendrán un equipo de realización de 10 personas, pero en el futuro, debe mejorar mucho con respecto a lo que vimos ayer.

A pesar de lo flojo que fue espectador, que aun así nos dejó momentos muy interesantes, la competición tuvo muy buena acogida, y solo pudimos ver el modo todos contra todos, que normalmente es más calmado y sigiloso que los combates por equipos, mucho más vertiginosos y caóticos. Al contrario que otros juegos, PUBG se mostró muy fácil de entender para el espectador novato, y aunque las partidas empezaban despacio, iban escalando en emoción y diversión, llegando a transmitir en el 1 contra 1 final una sensación muy similar a la de cuando te enfrentas tu mismo a esa situación.

Muy original el trofeo que se otorgó a los tres primeros clasificados.
Muy original el trofeo que se otorgó a los tres primeros clasificados.

El vencedor fue Kyo-min "Evermore" Koo, que consiguió la victoria de la segunda partida y tuvo muy buen resultado en el resto. En el tercer mapa hasta optó por una curiosa estrategia: colocarse entre dos rocas de un acantilado, fuera de la zona azul, y utilizar todos los objetos de curación que tenía hasta morir, salvandose de los peligros del combate y quedando octavo. Según la entrevista posterior, no fue una estrategia pensada para ganar más puntos, pero lo cierto es que finalmente se hizo con el premio de 16.000 dólares del total de 46.000 destinado a la modalidad de todos contra todos.

Estaremos pendientes de lo que queda de competición en Gamescom, pero, fuera de toda duda, PlayersUnknown's BattleGrounds está siendo un rotundo éxito.

Normas de uso

Ver más

Cerrar

Movistar eSports

Iniciar sesión Crear cuenta