La armada europea conquista América

Del 26 al 28 de mayo de 2017 en el MLG Arena de Colombus, Ohio, han tenido lugar las eliminatorias de la primera etapa de la CWL poniendo en liza 500.000 dólares en premios.

Los mejores equipos del mundo se daban cita en la urbe estadounidense, ciudad de invenciones y pioneros, no iba a resultar una casualidad que Splyce, el talento europeo, con Jurd, MadCat, Zero y Bance, tratara de hacer historia y liderar a Europa en su primera conquista del territorio americano.

Cuadro de las eliminatorias. Imagen: CWL
Cuadro de las eliminatorias. Imagen: CWL

Cuando los ocho mejores equipos del mundo se juntan en un torneo, es complicado que el cuadro no tenga enfrentamientos dignos de final desde el minuto uno. Estas fueron las alineaciones con las que los aspirantes acudieron a Columbus.

  • OpTic Gaming: Scump, FormaL, Crimsix, Karma
  • Team EnVyUs: Apathy, John, Jkap, Slasher
  • eUnited: SiLLY, Prestinni, Arcitys, Gunless
  • Evil Geniuses: NAMELESS, Studyy, Nagafen, Havok
  • Splyce: Madcat, Bance, Jurd, Zer0
  • Enigma6: General, MRuiz, Kade, Proto
  • Luminosity: Saints, Classic, Slacked, Octane
  • FaZe Clan: Clayster, ZooMaa, Enable, Attach

La competición comenzaba por todo lo alto

Alineaciones estrella, equipos en su mejor estado de forma, el evento estaba listo para empezar y lo hacía con el partido de Evil Geniuses ante Splyce, sentando precedente de lo que estaba por venir, las serpientes, colocaban un 3-0 en el primer partido del torneo sin demasiados problemas, ante Evil Geniuses, al que empezar con mal pie los eventos se le está convirtiendo en una costumbre.

El siguiente partido de la jornada prometía, eUnited, equipo que lleva un año ocupando el panorama con su victoria en CWL Atlanta o la segunda posición en CWL Dallas, en una final de infarto ante OpTic Gaming de la que aún estamos recuperándonos. Esta vez se enfrentaba en primera ronda ante el equipo de Enigma6, un talento emergente de Estados Unidos que demostró una vez más que han llegado para quedarse, ganando por 3-2, en un vibrante partido que dejó algunas de las mejores jugadas del torneo.

Estaban empezando a llegar las sorpresas en los primeros enfrentamientos, pero era el turno ahora de Team EnVyUs contra Luminosity, los primeros liderados por uno de los jugadores más premiados de la historia de Call Of Duty, Jkap, querían dar un golpe sobre la mesa en este evento, tras no estar en su mejor año, lamentablemente para ellos. No iba a ser así, Luminosity también quería dar muestras de ser uno de los huesos del torneo y así empezaron mandando al rincón de las últimas oportunidades al equipo de Jkap por un bonito 3-1 que iba a doler especialmente.

Luminosity jugando. Imagen: CWL
Luminosity jugando. Imagen: CWL

Las batallas del primer día tenían que tener un final y no podía ser de otra manera que con el partido por excelencia, el que es ya un clásico, OpTic Gaming, ganador de dos eventos de categoría "Major" este año, se batía ante su rival directo y también favorito del torneo, FaZe Clan, Scumpi contra Clasyter, choque de titanes en primera ronda, el 'Green Wall' partía como favorito, pero esta vez iba a ser derribado por un FaZe que no quería repetir resultados pasados y mandaban al cuadro de perdedores a OpTic Gaming con un 3-1 contundente, dejando claro que este torneo iba a ser recordado por las sorpresas.

El panorama dejaba ver que estábamos ante la gran cita del Call Of Duty mundial, los primeros resultados estaban encima de la mesa y las sorpresas no habían hecho nada más que empezar.

Arranca el cuadro de perdedores

Con una nueva mentalidad, los siguientes enfrentamientos se iban a suceder en un visto y no visto. Nos íbamos al cuadro de perdedores donde el equipo de eUnited mandaba a casa por la vía rápida a Evil Geniuses, un 3-0 que les dejaba fuera del torneo sin ganar ni un solo mapa en el evento. Por el otro lado, OpTic Gaming se enfrentaba a otro de sus míticos rivales, Team EnVyUs, antaño, otro de los clásicos de la escena, un equipo que ya lleva años sin el que fue su estandarte Rambo, y al que aún sigue echando de menos, el 'Green Wall' los mandaba con un contundente 3-1 a casa, llegaban las primeras decepciones.

La primera criba ya estaba hecha, no había dobles oportunidades para el equipo de OpTic Gaming, ni para eUnited, que estaban esperando hambrientos en la parte baja del cuadro a un rival digno al que hacer frente y seguir escalando posiciones. El primero en caer fue Enigma6, de nuevo, ante un espectacular Splyce que se hacía por la mínima, con una victoria por 3-2 que los mantenía más vivos que nunca con una motivación extra que aún no habíamos visto en ellos, venían a ganar el torneo. En el otro lado, FaZe Clan también hacía los deberes y mandaba por 3-1 a la repesca al equipo de Luminosity que nos dejó varias luces y sombras en este partido aún pero no estaba todo perdido y tenían mucho que decir.

Con un ansioso OpTic Gaming esperando, llegaba Enigma6 tras perder de manera dolorosa ante Splyce. Al talento 'Made in USA' de Enigma6 y al que aún le queda un tiempo de maduración, las derrotas le afectan, tanto, que se llevaba un importante 3-0 por parte del 'Green Wall', que si algo le sobra, es experiencia en estos eventos. Por su parte, eUnited también estaba hambriento, pero se le atragantó la comida ante un espléndido Luminosity que cortaba por la vía rápida y lograba un contundente 3-0.

OpTic Gaming, con Crimsix, el fracaso del torneo. Imagen: OpTic
OpTic Gaming, con Crimsix, el fracaso del torneo. Imagen: OpTic

Llegábamos a la recta final del evento, tan solo la mitad de los equipos seguían con vida y estábamos ante lo mejor de lo mejor, ante los mejores jugadores de Call Of Duty: Infinite Warfare, los mejores del mundo que iban a luchar por esos 500.000 dólares y por el respeto de todos, por un puesto en la historia.

El momento de la verdad para Luminosity aparecía, otro día en el trabajo para OpTic Gaming, o eso debían pensar. Las luces y las sombras de Luminosity volvían a salir a la palestra, en este caso, luz, mucha luz. Tanta, que el muro verde se vio completamente cegado y solamente pudo llevarse un mapa ante un incombustible Luminosity que sumaba la victoria por 3-1 y que veía cada vez más cerca su propia epopeya, había eliminado al equipo imbatible, al que no podía caer, al favorito, que se quedaba con una nada vergonzosa cuarta posición, pero que para un equipo campeón, sabe igual que la última, que cualquier derrota. No siempre se puede ser el mejor.

Con OpTic Gaming eliminado, llegaba la hora de la alternativa

La recta final ya había comenzado, los nervios, las experiencias previas, la preparación del evento, todo se juntaba y nos dejaba ver la magia de Call Of Duty, nos dejaba ver por qué este juego tiene algo que no tiene ningún otro deporte electrónico, el espectáculo estaba servido.

Era el turno de la final del cuadro de ganadores, de historias que ya nos habían contado, de hazañas que se habían repetido durante todos los años anteriores desde que tenemos memoria. Era el momento en el que las apuestas daban como claro favorito al equipo de FaZe que venía con todas las de ganar, pero esa noche algo iba a cambiar, el único representante europeo iba a romper los pronósticos o al menos, iba a intentarlo, el equipo de Splyce en un estado de forma envidiable, lograba hacer lo imposible mandando al equipo de FaZe por un 3-1 al cuadro inferior y ya solo tenía que esperar rival para consumar la conquista de América.

FaZe acabó en tercera posición. Imagen: CWL
FaZe acabó en tercera posición. Imagen: CWL

En dicho encuentro ya estaba clasificado Luminosity, que acababa de eliminar por 3-0 a los favoritos, al 'Green Wall' y que esperaba con ansias ver a Clayster y los suyos, para tener algo más que palabras tras mandarles al cuadro de lerdedores en la segunda ronda y así fué, FaZe tocado tras la derrota ante Splyce, se hundió, dándolo todo, pero no pudo ante un maravilloso Luminosity que seguía dándonos de nuevo más luces que sombras, iluminados, se veían en la gran final, donde los conquistadores europeos estaban esperando rival.

Era el momento, la gran final esperaba, quizás no la que muchos se habían imaginado, las casas de apuestas no habían acertado con los pronósticos, tampoco los más arriesgados, había ocurrido lo inesperado y podía pasar lo que durante años se había luchado, pero nunca conseguido, hasta hoy, un equipo europeo ganando por primera vez un evento internacional.

Europa contra América, el momento de la verdad

El equipo de Splyce se enfrentaba a Luminosity, que había dejado las sombras de las primeras rondas, para dar más luz que nunca, en un encuentro titánico, lleno de jugadas que veremos en las mejores recopilaciones de montajes competitivos. Luminosity comenzaba adelantándose en el marcador y llevándose un primer mapa, punto caliente, de manera ajustada, Splyce respondía haciéndose con el buscar y destruir por 6-2 y el enlace por un contundente 7-0, poniendo el 2-1 a su favor. Era el turno de otro punto caliente, el cuarto mapa, donde podían rematar la final, pero el equipo de Luminosity lograba ganar de nuevo este modo de juego de manera muy ajustada y conseguía igualar la serie, 2-2, nos acercabamos al último mapa, la última esperanza que se resolvió como lo hacen las grandes citas de Call Of Duty, en la última ronda, en la número 11, no había para más, era imposible. Splyce vencía por 6-5 el último buscar y destruir y lo lograba, ganaba por 3-2 y conquistaba América, Splyce lo había conseguido, esta vez en el año 2017 y en formato digital, muy de los nuevos tiempos.

Con la primera victoria en un evento internacional, en suelo americano, de un equipo europeo en Call Of Duty, habrá que esperar al mundial para ver si esto ha sido solo una batalla. Lo que está claro, es que una nueva época ha comenzado y que Jurd, MadCat, Zer0 y Bance han logrado hacer historia y marcado el camino a seguir.