|

La segunda temporada de Stranger Things será más oscura y terrorífica

La exitosa serie de Netflix Stranger Things regresará a finales de 2017 con una segunda temporada terrorífica, según ha desvelado el actor Finn Wolfhard (vía People). "Esta temporada será mucho más oscura. Mucho más orientada al miedo. Creo que a la gente le va a gustar más que la primera temporada", describió el joven actor que da vida a Mike Wheeler. "Habrá desafíos a los que los personajes tendrán que enfrentarse que son reales, perturbadores", añade.

People también tuvo la ocasión de charlar con Gaten Matarazzo, Dustin en la ficción, que revela que "lo mejor de esta temporada es que descubriréis más sobre cada personaje. Vais a ver más de sus vidas, de cómo los personajes están haciendo frente a todo lo que ha pasado... Pienso que todos están emocionalmente muy marcados. Se sienten solos porque su mejor amigo [Will] está de vuelta, pero ya no actúa como si fuese su mejor amigo. Ha cambiado".

La segunda temporada de Stranger Things se ambienta un año después del regreso de Will. Es Halloween y los niños salen a celebrarlo vestidos de los Cazafantasmas. Pero, como ya adelantó el final de la primera temporada, a Will Byers (Noah Schnapp) le pasa algo. Empieza a ver imágenes del Otro Lado que no sabe si son reales o no.

Por otro lado, su madre, Joyce (Winona Ryder), empieza a salir con un compañero del instituto, Bob (Sean Astin), para intentar calmar la situación y volver a la normalidad. Hopper (David Harbour), jefe del Departamento de Policía de Hawkins, intentará mantener en secreto todo lo ocurrido para proteger a la familia Byers.

Habrá nuevas incorporaciones al reparto, como Sadie Sink (Unbreakable Kimmy Schmidt), Dacre Montgomery (Power Rangers), Brett Gelman (Los otros dos), Paul Reiser (Aliens: El regreso), Linnea Berthelsen o el ya mencionado Sean Astin (Los Goonies). Sadie Sink será Max, una chica que se unirá al grupo de los protagonistas y se convertirá en el interés amoroso de Dustin (Gaten Matarazzo) y Lucas (Caleb McLaughlin). Su hermano Billy, por el contrario, no terminará de integrarse en el pueblo.

*Fotografía de cabecera propiedad de Netflix